El Presidente habló ante la Asamblea Legislativa

Focalizó sobre la pandemia y la economía. Autocrítica, anuncio de querella al gobierno de Macri y proyectos de Ley para 2021.

El presidente Alberto Fernández dio su discurso para abrir el 139° periodo de sesiones ordinarias del Congreso haciendo hincapié en la pandemia y la recuperación económica. Hubo autocrítica por el caso de las vacunas de privilegio, anuncio de querella al gobierno de Macri por la deuda con el FMI y seis proyectos de Ley clave para la gestión 2021.
En 62 páginas de discurso político, casi 2 horas de lectura en un recinto de la Cámara de Diputados con la presencia de 90 legisladores, el mandatario arrancó diciendo: «Vengo no solo en cumplimiento de mis responsabilidades constitucionales, sino también a proponerles que nos tomemos un momento de reflexión colectiva».
Junto a los titulares de la Cámara de Senadores, Cristina Fernández de Kirchner, y de Diputados, Sergio Massa, el presidente dijo que tiene «la certeza de que unidos pudimos dar pasos históricos para mitigar los efectos negativos de la pandemia que aún nos asola».
Entre los temas centrales, Alberto Fernández anunció que impulsará una «querella criminal» para identificar a los autores y participes del endeudamiento durante el gobierno de Mauricio Macri, por unos US$55.000 millones, al que señaló como «la mayor administración fraudulenta y la mayor malversación de caudales que nuestra memoria registra”.
Además, solicitó al Congreso Nacional que se apruebe la reforma judicial y el Ministerio Público para designar el Procurador General de la Nación, y anunció el envío de un conjunto de iniciativas para mejorar el acceso a la justicia.
Asimismo consideró que el Poder Judicial de la Nación está en «crisis» y que es el «único poder que parece vivir en los márgenes de la democracia». «Hay un fiscal procesado por delitos severos como el espionaje ilegal o extorsión que sigue en funciones como si nada», dijo acerca de Carlos Stornelli, a quien no nombró.
El proyecto de reforma del Impuesto a las Ganancias, que permitirá beneficiar a mas de un millón de trabajadores, asomó como otro pedido que le hizo al Congreso.
Sobre las tarifas se anunció el envío al Congreso de un Proyecto de Ley para declarar la emergencia en los servicios públicos y regulados, que permita avanzar en la tarea de «desdolarizar» las tarifas y «adecuarlas a una economía que tiene sus ingresos en pesos».
A la lucha contra la violencia de género la propuso como una política de Estado y una política de la sociedad. “Lo hicimos con ‘Memoria, verdad y justicia, ahora vamos a hacerlo con la intolerancia a estas violencias», dijo Fernández, que enumeró acciones para prevenir y acompañar situaciones de violencia dentro del Plan contra las Violencias por Motivos de Género 2020-2022 del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad.
Sobre el “Vacunatorio VIP”, el mandatario dijo que «aún con mucho dolor» tomó «las decisiones que correspondían» en relación a los privilegios en el plan de vacunación, y ratificó que no «hay prioridades y las reglas se deben cumplir». De inmediato destacó las políticas para contrarrestar los efectos de la pandemia en la economía.
En otro tramo manifestó que la obra pública resultó una prioridad de su gestión y lo será más aún en 2021 «sin favoritismos ni exclusiones». También convocó a «un gran Acuerdo Federal por la Igualdad Educativa», y destacó «la recuperación del rol del Estado en las políticas de Memoria, Verdad y Justicia».

RESUMEN DEPORTIVO