17.2 C
Concepción del Uruguay
sábado, junio 22, 2024

Los satélites SAOCOM monitorean el río Paraná

Los radares hacen un seguimiento de la bajante, captan la humedad y brindan información.

La bajante histórica que afecta al Río Paraná, que actualmente se encuentra en los valores más bajos de los últimos 77 años, es monitoreada desde el Espacio con información radar de la constelación SAOCOM de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE), en el ámbito del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación.
Los satélites argentinos de observación de la Tierra SAOCOM 1A y 1B aportan datos a los organismos responsables de la gestión de la emergencia, para evaluar los alcances de este fenómeno a corto y mediano plazo.
Marcelo Uriburu Quirno, hidrólogo de la agencia espacial argentina, explicó que “el río Paraná sufre un evento de aguas extraordinariamente bajas, debido a una sequía intensa y prolongada en su alta cuenca en Brasil. Desde 1944 no se observa una situación semejante, que causa enorme impacto en los múltiples usos del río”.
La CONAE comenzó a realizar el monitoreo de emergencia por la bajante histórica del Río Paraná el pasado 8 de julio, mediante la Unidad de Emergencias y Alertas Tempranas. Desde entonces provee información satelital al Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo (SINAGIR); al Instituto Nacional del Agua (INA); a la Red de Organismos Científico Técnicos para la Gestión del Riesgo de Desastres (GIRCyT); y a los organismos responsables de los recursos hídricos y emergencias de las provincias afectadas.
Los radares de los satélites SAOCOM “son una herramienta ideal para hacer un seguimiento de esta bajante, porque son instrumentos muy sensibles a la detección de la humedad del suelo, en particular de los estados de saturación. Además, por su capacidad de penetración pueden captar la humedad por debajo de la vegetación y aportar información que permite determinar los cambios en el estado hidrológico de la cuenca”, informó Álvaro Soldano, subgerente de Aplicaciones y Productos de la Gerencia de Observación de la Tierra de la CONAE.

10 centímetros en un día
En tanto, según el registro del hidrómetro de las Vías Navegables de Entre Ríos, el río Paraná creció ayer 10 centímetros. El 9 de julio fue la última vez que el río marcó un centímetro y desde entonces en el puerto de la capital de Entre Ríos siempre estuvo por debajo de cero.
A pesar del repunte que se constató la primera semana de septiembre, el INA confirmó que prevalece la tendencia descendente. Además, se espera que el litoral tenga un trimestre con leves precipitaciones, sin una mejora sostenida para fines de octubre.

--