La policía intervino por una desobediencia judicial

Un nuevo caso de violencia de género requirió la presencia de agentes de la policía de Entre Ríos, debido a que una mujer denunció ante la justicia a su ex pareja, quien no dejaba de hostigarla y tendría serias intenciones de agredirla. Según un parte de prensa enviado a La Calle, ocurrió una situación relacionada con una causa por violencia de género y amenazas, siendo estos hechos denunciados por una ciudadana de 31 años de edad, contra su ex pareja. En horas de la noche de del sábado y mediante mandamiento judicial generado por el Juzgado de Garantías a cargo de Melisa Ríos; uniformados de Comisaria Primera procedieron a detener en su domicilio del Barrio 134 Viviendas, a un ciudadano de 33 años, el cual quedó alojado en Alcaldía a disposición de la causa.
Si bien los índices de violencia de género eran altos, estas agresiones se multiplicaron en cuarentena.

RESUMEN DEPORTIVO