Jubilados protestaron en la plaza Ramírez

Fue en el marco de la jornada convocada para gestionar una audiencia con el Presidente.

Con motivo de acercar un pedido de audiencia al presidente de la Nación, las organizaciones de jubilados autoconvocadas de toda la Argentina llevaron adelante ayer la Jornada Nacional de Protesta. Si bien tuvo su epicentro frente a la Casa Rosada, en la Capital Federal, las ciudades del interior adhirieron a la convocatoria al organizar actos alusivos.
En Concepción del Uruguay, los trabajadores pasivos –tanto municipales como provinciales y nacionales-, acompañados de los activos, desocupados e integrantres organizaciones populares, se congregaron frente a la pirámide de la plaza General Francisco Ramírez para realizar un cartelazo con distanciamiento, tapabocas y las medidas de bioseguridad, en el marco de la situación epidemiológica. Tuvo como oradores a Hugo Lorenzatto, por el Plenario de Trabajadores Jubilados; Juan José ‘El Flaco’ Poggio, por los jubilados municipales; y Gimena García, por la Agrupación Carlos Fuentealba, minoría en la comisión directiva de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer). En la oportunidad, se puso en conocimiento que la carta al primer mandatario reclama “vacunas para todos (se aludió a la liberación de las patentes), su distribución masiva y la aceleración del ritmo de inoculación; la movilidad automática, basada en la inflación o en el aumento de sueldos, al pedir un aumento de emergencia de 15 mil pesos, proporciona a la escala de los haberes, y un mínimo de 65 mil pesos; la moratoria general que garantice el acceso a la jubilación de los numerosos adultos mayores que no llegan a completar los 30 años de aportes debido a la informalidad y el trabajo en negro; la restitución de los aportes patronales e intangibilidad y la de los fondos jubilatorios; el impuesto a las grandes fortunas; la defensa de las cajas provinciales como de los regímenes especiales y el pago de las jubilaciones adeudas”.
A su vez, se expresó el rechazo a “la imposición de aportes a los jubilados”. En tanto que en el orden local se reiteró la demanda por “los bonos de 10 mil pesos que percibieron los municipales activos, la entrega mensual de bolsones con mercaderías, medicamentos y el 10% adicional como reparación histórica por fuera de los acuerdos anuales entre el Departamento Ejecutivo Municipal (DEM) y la Asociación de Obreros y Empleados Municipales (AOEM)”.