Hace una semana se llenaban la boca hablando y hoy hacen silencio

Señor director:
Hace una semana, los representantes del Pro, Cambiemos o Juntos por el Cambio (ya perdí la cuenta de la cantidad de veces que se cambiaron el nombre para intentar camuflarse) se paseaban por loe medios amigos que tienen en la ciudad, dando declaraciones explosivas contra la decisión del gobernador Gustavo Bordet de suspender las clases presenciales por una semana, debido a la crítica situación sanitaria y hospitalaria en Entre Ríos.
Llenaban los espacios que “gentilmente” les daban algunos periodistas de la ciudad (a quienes no critico, ya que todos los medios a la larga responden a alguien), asegurando que los actuales gobernantes electos en las urnas estaban destrozando la educación pública, justo ellos que al llegar al poder en diciembre de 2015 se ufanaban de que era una locura andar inaugurando facultades públicas por todos lados.
De esta forma intentaron colocarse en la opinión pública local, diciendo ante los medios lo que la mayoría de las personas quería escuchar. Nadie quiere que sus hijos pierdan clases, yo tampoco y me costó asimilar esa medida que al final de cuentas sólo duró una semana. A mí me puede pasar que tenga sentimientos internos dispares, pero que un político que antes se quejaba de la cantidad de universidades públicas que había y que hoy diga defender la educación pública, me causa más rechazo que escucharlos hablar de cualquier otro tema.
La contradicción es tan grande, que acaulemente el único municipio que no retornó a las aulas en la provincia es Basavilbaso, gobernado por el partido que representa a los intereses de derecha en nuestro país. Ahora que ellos son los únicos que no volvieron a las aulas, ellos se quedaron en silencio sin poder ser los paladines de la justicia que intentan demostrar.
Alfredo Castro

RESUMEN DEPORTIVO