Fernández dijo que está en riesgo la democracia

El presidente Alberto Fernández aseguró este martes que “llegó la hora de hacer que la región defienda los mismos intereses”, al dejar inaugurada formalmente la VII cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) desarrollada en la ciudad de Buenos Aires.

Alberto Fernández abrió este martes el encuentro de jefes de Estado de la Celac, que reúne a los 33 países latinoamericanos. En el discurso inaugural, el Presidente advirtió que en la región “la democracia está en riesgo” e hizo menciones a los bloqueos contra Cuba y Venezuela. Llamó también a “no permitir que la derecha recalcitrante y fascista ponga en riesgo a nuestros pueblos”.
Fernández encabeza la cumbre ante más de 15 presidentes, entre los que se destaca Luiz Inácio Lula da Silva, quien marcó el regreso de Brasil al foro político, luego del desplante durante el mandato de su antecesor, Jair Bolsonoaro.
Uno de los grandes ausentes es el venezolano Nicolás Maduro, quien a última hora desistió de participar por temor a sufrir “agresiones”, según denunció su gobierno a partir de las manifestaciones en su contra que se preparaban para hoy en Buenos Aires, principalmente alentadas por sectores de Juntos por el Cambio.
También están en el hotel Sheraton los mandatarios Gustavo Petro (Colombia), Gabriel Boric (Chile), Luis Arce (Bolivia), Xiomara Castro (Honduras), Mia Mottley (Barbados), Mario Abdo Benítez (Paraguay), Luis Lacalle Pou (Uruguay) y Miguel Díaz-Canel (Cuba).
Derecha recalcitrante y fascita
“Creemos en la democracia y la democracia está en riesgo”, afirmó Fernández en su breve intervención de apertura. “No debemos permitir que la derecha recalcitrante y fascista ponga en riesgo a nuestros pueblos”, abundó el mandatario al comienzo de la cumbre, que continuará hasta la tarde de este martes, cuando se estima que la Argentina traspase la presidencia pro témpore (PPT) a otro país. Hasta el momento, la caribeña San Vicente y las Granadinas es la única candidata formal.
“Cuba lleva un bloqueo de más de seis décadas. Venezuela padece otro tanto y tenemos que levantar nuestra voz. Tenemos que trabajar en la institucionalización de nuestra región”, exigió Fernández. Recordó que estando al frente de la Celac también reclamó lo mismo en la última cumbre de la Organización de Estados Americanos (OEA) que se realizó en Los Ángeles, Estados Unidos.
Sobre la situación del país comandado por Maduro, el presidente dijo haber tenido “el honor”, el año pasado, de ser parte del grupo de contacto junto a Francia y Colombia para “volver a llamar el diálogo en Venezuela, tratando de que la convivencia democrática sea una realidad”.
Luego defendió la apertura de la Celac a todos los países, pese a las muestras de repudio que causaron en la oposición las invitaciones a Venezuela y Cuba. “Todos quienes están aquí han sido elegidos por sus pueblos y los pueblos lo legitima”, aseguró Fernández.
“En la diversidad tenemos que unirnos”, remarcó. Formalmente, el foro regional –que apenas tiene doce años de existencia– no impide la participación de ningún Estado, al no tener ninguna cláusula democrática, como la OEA.
Aunque fue invitado por la Casa Rosada, el presidente estadounidense, Joe Biden, envió a Buenos Aires a Christopher Dodd, asesor presidencial especial para las Américas. Tampoco asistió el mandatario chino, Xi Jinping, quien participó a través de un video grabado.
Tampoco asiste la peruana Dina Boluarte, en medio de la fuerte crisis y protestas que atraviesa su país.
La Celac finalizará con una conferencia de prensa encabezada por Cafiero y el representante del país que quede a cargo de la presidencia pro témpore. En caso de no haber acuerdo para que la PPT quede en manos de San Vicente y Granadinas, ni que haya otro candidato, Argentina podría prorrogar su mandato por un año más.

RESUMEN DEPORTIVO