El telegrama

Por más que se le cambió el sentido de circulación a calle Suipacha, sigue manteniendo ese semblante de calle peligrosa. En todas las esquinas que uno debe atravesar esta calle sigue frenando y mirando para ambos costados, es la costumbre. Lo que también es costumbre en un sector de esta calle, es esquivar pozos, como por ejemplo en la esquina que cruza con calle 3 de febrero. Es impresionante lo destrozada y abandonada que está el asfalto en esta esquina, donde se suele inundar hasta arriba de la vereda los días de mucha lluvia.

Adhemar Cabrera

RESUMEN DEPORTIVO