Clarita respondió bien al inicio de su tratamiento

En el Garrahan fue la primera colocación de Spinraza.

Desde hace varias semanas que la sociedad uruguayense se ha visto movilizada por poder aportar su grano de arena a la lucha contra una atrofia muscular espinal que padece la pequeña Clara Impini, nacida en el pasado mes de mayo.
Días atrás sus padres comentaban a La Calle el tipo de tratamiento que se debía realizar y que el mismo se desarrollaba en el Hospital Garrahan de la Ciudad de Buenos Aires.
Tras los correspondientes pedidos médicos y la tramitación ante la obra social OSPE, la misma autorizó un costoso tratamiento que inicialmente significa la aplicación de cuatro dosis de Spinraza, el medicamento que se emplea en el tratamiento de la atrofia muscular espinal.
Acorde a los datos conocidos cada ampolla cuesta 11 millones de pesos y OSPE autorizó ya cuatro para esta primera etapa de tratamiento y observación.
Ayer martes la pequeña junto a sus padres estuvo en el Hospital pediátrico más importante de nuestro país, donde se realizó la aplicación de la primera de las ampollas.
“Primer partido ganado y por goleada. Sos increíble mi amor, lo fuerte y guerrera que sos. Te amo con toda mi alma, amor de mi vida” publicó el padre en las redes sociales, mientras que su madre destacó la fortaleza de la pequeña de tan solo tres meses.
Ahora llegará el tiempo de monitoreo de los avances y preparación para la segunda dosis, mientras los padres se muestran agradecidos y los uruguayenses colaboran para esta causa.

RESUMEN DEPORTIVO