Casaretto adelantó cómo sería la nueva fórmula

El diputado nacional Marcelo Casaretto adelantó este lunes que la nueva fórmula de movilidad jubilatoria, que comenzará a aplicarse el año próximo, se basaría en una combinación entre los índices de evolución salarial, inflación y recaudación. El legislador precisó que esas serán las variables que se tomarán para el cálculo, e informó que la comisión bicameral mixta que preside buscará cerrar el proyecto de ley en el transcurso de este mes, para tratarlo en ambas Cámaras antes de fin de año.
“La fórmula futura tendría básicamente tres componentes: por un lado, la evolución de los salarios de los trabajadores en actividad; por otro lado, las actualizaciones de precios derivadas de la inflación; y por otro, la vinculación con la recaudación del sistema previsional”, explicó. Casaretto manifestó que “de la combinación de esas tres variables va a salir la fórmula propuesta, que estaría más cerca de la fórmula de 2008 que de la fórmula de 2017”.
Comentó que el objetivo es cerrar el trabajo de la comisión en el transcurso de este mes y cerrar el proyecto para elevarlo al presidente de la Nación y a los presidentes de ambas Cámaras, y que pueda ser tratado antes de fin de año para comenzar a regir “a partir de enero del año que viene”, indicó. El diputado oficialista subrayó que “en la época de la convertibilidad, a partir del ’91, había movilidad a partir de lo que se autorizaba en las leyes de Presupuesto, lo que fue prácticamente un congelamiento”, y luego de esa etapa “empezaron a darse aumentos por decreto”.
Casaretto apuntó que luego de suspender esa fórmula, el gobierno otorgó aumentos por decreto en los meses de marzo, julio y septiembre, además de aumentos de sumas fijas, y así “los jubilados que ganan la mínima y un poco más -alrededor del 94% de los jubilados- están recibiendo aumentos por encima de la inflación”.

RESUMEN DEPORTIVO