“Apostamos al trabajo, a la producción y al crecimiento”

El polo fabril de Tierra del Fuego nació en 1972.

En un acto desde el Museo del Bicentenario de Casa Rosada junto al gobernador fueguino, Gustavo Melella, Alberto Fernández anunció que se dará asistencia económica directa a las empresas que quieran desarrollarse en Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur, la extensión por 15 años del régimen industrial y la creación de un fondo destinado a obras de infraestructura para un Polo Tecnológico e Industrial.
“Sabemos que representa un valor estratégico geopolítico muy importante. Y por eso no podemos menos que cuidar su desarrollo, su sustentabilidad y su crecimiento. Para que el mercado vaya allí hace falta un Estado que lo impulse y que tenga políticas activas que hagan de ese lugar tan difícil un lugar donde puedan encontrar desarrollo y prosperidad”, dijo el mandatario, acompañado de varios funcionarios nacionales.
“En el año 2013, Argentina producía 13 millones de celulares y eso se redujo a 7 millones en 2019. De 3,5 millones de televisores a 1 millón 700 mil. De producir 1 millón 700 mil aires acondicionados a menos de 800 mil. Cuando la producción cae, el desempleo aumenta o la precariedad aumenta. (…) De tener más de 15 mil empleados a tener 8 mil”, detalló comparando con la gestión anterior.
El polo fabril en esa provincia nació en 1972 y podría extenderse hasta 2038, abarcando 66 años. A cambio, las empresas deberán invertir 1.500 millones de dólares para diversificar la producción y hacer obras de infraestructura.