La foto del día

Minnesota hizo un llamamiento a los propietarios de peceras para que dejen de soltar sus mascotas en las vías fluviales, después de que enormes peces de colores fueran sacados de un lago local. Unos 50.000 peces de colores, algunos de hasta casi 2kg, “estaban causando estragos en las especies autóctonas”. La destrucción ecológica provocada por los peces de acuario no es nueva. El pez león carnívoro, nativo del Indo-Pacífico pero que se cree que fue liberado por los dueños de mascotas de Florida después del huracán Andrew en 1982, ha matado a docenas de especies caribeñas, permitiendo que las algas se apoderen de los arrecifes.